Yesoline

YESOLINE es un sistema de construcción y aligeramiento de forjados de hormigón armado, ya sean forjados unidireccionales, reticulares o de losa maciza, constituido por un tablero inferior que crea una capa continua y una pieza de aligeramiento superior, ambas de poliestireno expandido (EPS), que se encajan en obra para formar la geometría de aligeramiento del forjado.

El tablero inferior del sistema YESOLINE (llamado “TAPIZ AISLANTE”) consiste en una pieza plana de espesor constante y canto machihembrado (para su unión por encaje con los tableros contiguos), que en su cara superior dispone de una matriz de agujeros pasantes que permite la unión en obra sobre los mismos de los elementos de aligeramiento (bovedillas y casetones).

La matriz de puntos de encaje que crea el tablero inferior permite el encaje de las piezas de aligeramiento de forma “libre”, según la geometría deseada en cada caso, con la única limitación que introduce la necesidad de modular dicha geometría al paso del tapiz (distancia entre ejes de puntos de encaje consecutivos). Esto permite la construcción, con una única tipología de tablero, de cualquier ancho de nervio. Las características principales de los dos componentes fundamentales del sistema YESOLINE son las siguientes:

  1. TAPIZ AISLANTE: Tablero aislante de EPS que dispone de machihembrados laterales para su unión a los tableros contiguos, encajes superiores para su unión a la pieza de aligeramiento superior.
  2. Piezas de aligeramiento de EPS que se unen por encaje al tablero inferior y que con su geometría definen la estructura resistente de hormigón armado del forjado: existen
    casetones de planta cuadrada para forjados reticulares (casetón entero, medio y cuarto) y bovedillas de planta rectangular, para forjados unidirecciona

La estructura interior de las piezas de aligeramiento consiste en una retícula de nervios de EPS destinados a aportar la rigidez y resistencia requeridas a estos componentes durante la fase de ejecución del forjado (transporte, manipulación, tareas de ejecución sobre el forjado y peso del hormigón fresco). Este sistema se monta manualmente (por encaje entre piezas) sobre la superficie de encofrado del forjado y define la geometría de nervios y losas que, una vez colocadas las armaduras pertinentes, constituirá la estructura resistente de hormigón armado del forjado.

Usos a los que está destinado

  • Facilitar el encofrado y la ejecución de la geometría resistente del forjado de hormigón armado. El sistema no actúa como superficie inferior o lateral de encofrado del forjado, para ello deben emplearse los métodos de encofrado y apuntalamiento  habituales, sobre los que arranca el sistema.
  • Aligerar la masa superficial del forjado y, por consiguiente, minimizar la cantidad de armadura necesaria.
  • Contribuir al aislamiento térmico del forjado gracias a que se evitan los puentes térmicos a nivel de los elementos estructurales del forjado, que quedan cubiertos por la capa contínua de tableros de EPS.
  • Permitir y facilitar la unión y la ejecución de los sistemas de acabado del espacio inferior: revestimientos de techo y sistemas de tabiquería sobre perfilerías metálicas con placas de yeso laminado.
  • Contribuir al aislamiento acústico del forjado, en particular frente al ruido de impactos, gracias a que el sistema supone la introducción de una capa continua de EPS en el forjado, que interrumpe la conexión entre las partes rígidas del mismo (estructura de hormigón armado y revestimientos y tabiques inferiores).
  • Contribuir al aislamiento acústico de los tabiques unidos al forjado, ya que se trata de una unión no rígida entre los tabiques y el forjado.
  • Por el contrario, esta unión de los revestimientos y tabiques inferiores a través de la capa de EPS introduce algunas limitaciones en determinados casos en los que existen exigencias de protección frente al fuego. En este caso el sistema contempla soluciones constructivas y criterios específicos.

 

El sistema YESOLINE puede emplearse en la ejecución de forjados:

  • Interiores del edificio (forjados horizontales).
  • Forjados de cubierta, ya sea inclinada o plana.
  • Interiores del edificio en zonas de garaje, horizontales e inclinados (rampas).
  • Forjados sanitarios.
  • Exteriores del edificio (balcones, voladizos, aleros, porches): en este caso la cara inferior del forjado debe disponer del revestimiento exterior adecuado a las condiciones ambientales y su unión debe ser compatible con el sistema YESOLINE

Limitaciones de uso

La geometría longitudinal u ortogonal de los elementos de aligeramiento del sistema YESOLINE está concebida para la construcción de forjados de planta ortogonal, si bien el sistema también permite la construcción de forjados de planta no ortogonales. En este caso es preciso cortar en obra los elementos de aligeramiento con la geometría propia de la planta del edificio.

Asimismo, si el forjado se modula a la dimensión del módulo del aligeramiento (pieza de aligeramiento+nervio), no será necesario realizar ningún corte.
Siempre que deban realizarse cortes, estos deberán respetar el paso entre tetones, de modo la pieza de aligeramiento y el tapiz sigan encajando, manteniendo la continuidad del aligeramiento.

Cuando el tabique inferior unido a un forjado ejecutado con el sistema YESOLINE tenga determinados requisitos de separación, deberán adoptarse soluciones constructivas específicas. Por ejemplo: Si el tabique de la planta inferior debe cumplir requisitos de resistencia al fuego, este tabique deberá unirse a los nervios del forjado, ya que la solución de unión al EPS del sistema YESOLINE no es en este caso adecuada.

Especificaciones del sistema YESOLINE

1. Aislamiento Térmico

R Resistencia Térmica del Sistema YESOLINE:   R > 2,40 m2K/W  U Transmitancia Térmica del Sistema YESOLINE:  U < 0,42 W/ m2K Conforme a la norma de cálculo  UNE-EN-ISO-6946
Las prestaciones térmicas del sistema YESOLINE se alcanzan gracias a la capa continua de poliestireno expandido para rotura del puente térmico bajo los nervios, las vigas y ábacos de los distintos forjados.
Los cerramientos sujetos a exigencia de Ahorro de energía en el CTE (DB-HE1) son muros, cubiertas y suelos.

Las exigencias en materia de transmitancia térmica máxima (U) son función de la zona cTransporte y acopio en obra  El peso reducido de las piezas de poliestireno expandido permite un transporte y una descarga en obra sencillos y rápidos.
Movimiento y manipulación en obra La distribución del material en obra se realiza de forma sencilla, rápida y segura. La utilización de medios auxiliares y mano de obra en esta fase es mínima.

Disposición del sistema de encofrado En esta fase hay que evitar imperfecciones en el sistema de encofrado, zonas con roturas o deformaciones.
Replanteo del  tablero En primer lugar se coloca el tapiz y se replantean las zonas macizas, posteriormente se colocan las piezas del sistema YESOLINE en la zona aligerada.
Corte de las piezas El corte de las piezas del sistema YESOLINE se realiza fácilmente con sierra sencilla.

Colocación de las piezas de aligeramiento La colocación de las piezas de aligeramiento es sencilla: las piezas de poliestireno expandido están diseñadas para entrar ajustadas en la placa inferior del sistema de modo que no se muevan ante la acción del viento.
Colocación de armadura El sistema permite la colocación de armaduras de forma sencilla con separadores adecuados a la normativa vigente que garantizan el recubrimiento mínimo.
Hormigonado A la hora de hormigonar hay que tener en cuenta que el EPS no absorbe agua, por ello hay que evitar el riego previo al hormigonado que se efectúa en otros sistemas. El vertido del hormigón se ejecuta de forma tradicional asegurándose del correcto vibrado de los nervios.

Desencofrado En el momento en que la Dirección Facultativa considera que el forjado tiene la resistencia suficiente (habitualmente pasados 3 o 4 días) se puede proceder a retirar el sistema de encofrado sin el uso de desencofrantes puesto que no ha existido en ningún momento contacto entre el hormigón y los tableros de encofrado.